Amueblar la habitación del bebé: ¿cuáles son los imprescindibles?

habitacionbebe - Amueblar la habitación del bebé: ¿cuáles son los imprescindibles?

El embarazo evoluciona a gran velocidad y rápidamente surge la cuestión de la disposición de la habitación del bebé. El dormitorio debe ser un remanso de paz donde el bebé se sienta completamente seguro. Actualización sobre los elementos esenciales de la habitación de un bebé y los principales consejos a seguir.

Los complementos y muebles imprescindibles para la habitación del bebé

La  habitación del bebé debe incluir todo el mobiliario imprescindible para dormir y cambiar a los bebés, a saber:

  • Una cama de bebé adecuada. Autour de Bébé ofrece una amplia gama de cunas y camas convertibles.
  • Una cómoda con un cambiador.
  • Un armario.
  • Un colchón. Los colchones se venden siempre por separado, se pueden completar con una cuña de bebé si es posible.
  • Una luz de noche y un móvil para tranquilizar al bebé.
  • Un intercomunicador para tranquilizar a mamá y papá.
  • Un humidificador para mantener un 70% de humedad en la habitación del bebé.

Con todos estos elementos, la distribución de la habitación del bebé  estará completa y estarás lista para recibir al bebé con sus edredones y peluches.

La cama, la compañera nocturna del bebé

La cama es sin duda uno de los elementos más importantes a la hora de distribuir la habitación del bebé. Descubre los principales tipos de camas que pueden acompañar las noches de tu hijo desde sus primeros días hasta la infancia.

Cunas y moisés

Perfectamente adaptadas al tamaño de los bebés, las cunas y los moisés son adecuados para niños menores de 3 meses. Las cunas y moisés deben ser estables, los montantes de las cunas y moisés deben tener una altura mínima de 20 cm, el fondo debe ser rígido y el colchón firme (el bebé no debe hundirse en él) y perfectamente ajustado para que el niño no pueda resbalar y atascarse en espacios vacíos.

La cama de bebe

Utilizada desde el nacimiento y hasta aproximadamente los 2 años, la cama de 1ª edad puede ser con barrotes (fijos, removibles o con un lado corredizo), con paredes macizas o en plexiglás. Respetando normas muy precisas, el espacio entre los barrotes de la cuna no debe superar los 7,5 cm y la altura de los montantes no debe ser inferior a 60 cm. Algunas cunas son actualizables y se pueden transformar, gracias a un kit, en camas junior.

La cama juvenil

Alrededor de los 2 años, la cuna con barrotes de los primeros meses se vuelve demasiado pequeña para el bebé, es hora de pasar a una cama junior. Para evitar las caídas, que en un principio son inevitables, las barandillas que se acoplan entre el colchón y el somier serán de gran comodidad. Las barandillas de la cama reemplazarán útilmente la cama plegable inutilizable después de los 3 años. Por último, asegúrate de tener en cuenta la configuración de la habitación del bebé para que la cuna encaje perfectamente.

La cómoda

Los tocadores para bebés están diseñados para optimizar su almacenamiento. Con una cómoda todo en uno, siempre tienes lo esencial a mano, de hecho, la cómoda bebé puede albergar un cambiador que cumpla con todos los estándares de seguridad. Por último, si compras una cómoda como elemento independiente, asegúrate de que encaja perfectamente en la habitación de un bebé . La cómoda para bebés debe cumplir con los estándares de higiene y robustez para usarla como cambiador.

El ropero

Si tiene suficiente espacio en el piso, el gabinete es un espacio de almacenamiento importante. Al comprar el guardarropa para bebé, asegúrese de que se adapte perfectamente en tamaño, funcionalidad y diseño a sus necesidades y a la habitación del bebé. El armario de bebé tiene la ventaja de tener armarios regulables, muchas baldas y cajones ajustados a la ropa. El vestuario de bebé debe evolucionar según tus necesidades y permitirá que el niño tenga un universo a su medida.